Algunas lesiones benignas de la piel, como lunares, verrugas y manchas, suelen deslucir el aspecto de la estética facial, por lo cual detallaremos los diversos tratamientos para eliminarlos

Comenzaremos por destacar lo obvio, la piel es uno de los órganos que más suele verse afectado por una amplia variedad de alteraciones cutáneas, entre éstas la aparición de verrugas, lunares, pecas grandes, fibromas, queratosis o quistes; los cuales modifican la superficie de la piel, cambiando su textura y su color.

La alteración más común son los lunares, un tipo de lesión benigna y que la mayoría de las personas los presenta.  El lunar es producido  por los melanocitos, es decir, las células que producen el pigmento de la piel, por lo que cada persona tiene entre 10 y 40 lunares en promedio, incluso desde el nacimiento.

Si te preguntas cómo quitar lunares y verrugas, éstas son alteraciones benignas que dependiendo de su tamaño y ubicación, algunos pueden ser poco estéticos y deslucen la zona dónde se sitúan; principalmente si se trata de la cara o partes visibles del cuerpo, o en aquellas zonas de rozamiento constante.

Lo mejor es que, tanto los lunares, verrugas y lipomas, o la mayoría de las alteraciones cutáneas, pueden solucionarse con una cirugía dermatológica y conseguir devolverle a la piel su aspecto natural. Esto incluye otras lesiones cutáneas benignas, como las pecas, fibromas, queratosis o los quistes de grasa, las cuales también puede ser removidas con tratamientos quirúrgicos y no quirúrgicos, como la tecnología láser y la crioterapia para quitar lunares y verrugas.

Sin embargo, debemos señalar que existen algunas lesiones que son de carácter maligno, como los carcinomas. En estos casos, se debe realizar una incisión alrededor de la lesión para extraerla, para después cerrar la piel sana y conseguir una leve cicatriz limpia y libre de lesiones.

Por otro lado, en el caso de los carcinomas, para determinara de grado de malignidad, antes del tratamiento se hará un estudio biológico para determinar el estado de salud de la zona y adaptar la cirugía a cada caso.

En tanto, en el caso de los lipomas, suelen consistir en un bulto de grasa de crecimiento lento y que se sitúa entre la piel y la capa muscular oculta. Éstos son de carácter pastoso e indoloro, y se mueven con facilidad al presionarlo ligeramente con los dedos.

Vale señalar que, en muchos casos no se detectan con facilidad, pero son completamente inofensivos; por lo que no necesitan tratamiento, pero si el lipoma causa molestias, lo recomendable es extirparlo. Algunos de estos tratamientos son aplicados durante el rejuvenecimiento facial en Alicante. ¡Descúbrelos!

    Existen varios tipos de lesiones de la piel, algunas benignas y otras de carácter  maligno, por lo cual es importante tratarse con especialistas en estética y dermatología. ¡Todo lo que debes saber en este artículo!

     

    Métodos para eliminar lunares, manchas y verrugas

    Como hemos dicho, los lunares y las manchas en la piel, suelen ser formados por la acumulación del pigmento melanina. Aunque en la mayoría de los casos son benignos, los cuales suelen ser eliminados por tratamientos quirúrgicos y no quirúrgicos, destacando entre éstos:

     Comenzaremos con los métodos para extraer lunares y verrugas:

    • Cirugía: se realiza con anestesia local, tras su eliminación se dan varios puntos y el paciente puede hacer vida normal, quedando una cicatriz mínima, casi imperceptible.
    • Láser ablativo o láser de CO2: En lesiones cutáneas benignas y no melanocíticas podemos utilizar el láser de CO2 para la vaporización de la misma. Tiene un resultado estético excelente.
    • Biopsia con sacabocados: Se coloca un sacabocados circular sobre el lunar, con lo cual logramos quitar el lunar con el mínimo diámetro posible.
    • Excisión mediante afeitado: Usado en lesiones sobre-elevadas, que parecen verrugas, en el cual afeitamos la lesión a nivel de la piel. El resultado estético es excelente.
    • Excisión quirúrgica: normalmente lo utilizamos en lesiones planas en las cuales requerimos quitar toda la lesión para hacer un correcto diagnóstico. En este caso se deben utilizar puntos de sutura.
    • Crioterapia: Es usado en lesiones benignas confirmadas mediante dermatoscopia. La crioterapia utiliza nitrógeno líquido, para generar temperaturas extremadamente frías (-196°C) y así destruir las células. Si bien es un procedimiento rápido y fácil de hacer en la consulta los resultados estéticos, a veces no es el más recomendado.

    Métodos para eliminar manchas

    • Despigmentación con hidroquinona: Fórmula eficaz para tratar la hiperpigmentación usadas por los dermatólogos, muchas veces en combinación con el ácido kójico, ácido tranexámico y ácido retinoico.
    • Láser IPL: Aunque es una opción más agresiva para mejorar y eliminar las manchas marrones en la cara, usando la energía luminosa concentrada. Algunos tratamientos con láser están dirigidas contra el propio pigmento, mientras que otros actúan eliminando la piel capa por capa. Uno de ellos, es usar la luz pulsada intensa (IPL) para eliminar manchas para el tratamiento de léntigos solares.
    • Microneedeling o microagujas: Considerada una excelente opción en pacientes de piel más oscura o que por otros motivos médicos no puedan realizarse otros procedimientos. Es poco invasivo y utiliza agujas muy finas de titanio, para crear una serie de micro lesiones, aumentando la producción de colágeno de la piel y mejorando su elasticidad.
    • Peeling químicos y mascarillas de uso médico: Consiste en tratamientos exfoliantes despigmentantes y las mascarillas de uso profesional eliminan las capas superiores de la piel.
    • Tratamientos orales: Por último, están los  tratamientos orales para tratar las manchas en la cara, especialmente aquellas secundarias al melasma o manchas del embarazo.  

     

    Cuidados posteriores

    En general, el método más usado para eliminar lesiones cutáneas benignas, como lunares y verrugas, es la cirugía, para lo cual se recomienda seguir las siguientes indicaciones una vez realizada.

    • Hidratar la piel tras el tratamiento o cirugía.
    • Evitar exponerse al sol durante los dos meses posteriores a la intervención.
    • Maquillarse después de 48 horas de la intervención.
    • Si la zona está muy inflamada podrá aplicarse frío local.
    • Cuidar la piel es vital para ayudar a que el resultado perdure más en el tiempo, por lo cual se sugiere usar espumas limpiadoras, cremas post-tratamientos y tomar colágeno hidrolizado concentrado.

     

    Contáctanos y el DOCTOR Beltrán te contará cual es tratamiento adecuado para ti. 

    ¡Programa una consulta inicial en la clínica más cercana a tu domicilio! Déjanos tu reseña en nuestra clínica más cercana a tu domicilio.

    Playa San Juan MurciaEl Albir

    Abrir chat